Publicado por admin el jun - 22 - 2016 en Recetas
Ingredientes

- 170 g de chocolate negro
- 120 ml de nata para montar
- 1 vaina de vainilla
- una pizca de sal
- 1 cucharadas de mantequilla sin sal a temperatura ambiente

Para las coberturas:

- 50 g de chocolate negro
- cacao en polvo
- azúcar glas
- arándanos secos picados
- almendra crocanti
- pistachos picados
Cocina: Elaboracion: 30 mins Comensales: 8 pers.

Entre todos los dulces que se pueden elaborar con chocolate, creo que las trufas son mi debilidad.

Estas trufas tienen una textura fundente y cremosa, son muy fáciles de preparar, se pueden aromatizar con cualquier licor o extracto, me encantan con extracto de naranja pero en esta ocasión escogí la vainilla y la sal, que potencian el sabor del chocolate.

Cada cobertura les da un toque distinto a las trufas, pero están todas riquísimas.

Ponemos la nata en un cazo a fuego medio. Abrimos la vaina de vainilla por la mitad, sacamos las semillas y lo echamos todo (semillas y vaina) dentro de la nata. Removemos de vez en cuando hasta que hierva, después retiramos el cazo del fuego, lo cubrimos y lo dejamos infusionar una hora aproximadamente.

Picamos el chocolate muy fino. Volvemos a poner la nata a fuego medio y cuando esté caliente, lo apagamos e incorporamos el chocolate picado y la sal. Removemos hasta formar una mezcla cremosa, a continuación, añadimos la mantequilla y mezclamos bien hasta que se haya incorporado del todo.

Colocamos la mezcla en un recipiente tapado con papel film (en contacto con el chocolate) e introducimos en la nevera durante dos o tres horas.

Pasado este tiempo, sacamos la crema de chocolate de la nevera, con la ayuda de una cuchara, formamos bolitas con la masa, lo hago con las manos porque con las cucharillas no me quedan del todo esféricas, hay que hacerlo rápido para que no se deshagan, las vamos poniendo en una bandeja cubierta con papel vegetal.

Una vez hemos formado todas las trufas, las refrigeramos durante al menos 20 minutos antes de añadir las coberturas.

Cubrimos las bolitas con las coberturas elegidas, para cubrirlas con los pistachos, los arándanos picados y la almendra crocanti las baño primero con un poco de chocolate fundido para que la cobertura se adhiera mejor, ponemos un poco de chocolate fundido en la palma de la mano y rodamos la trufa hasta cubrirla por completo, luego la pasamos al bol con los frutos picados, dejamos las trufas en una bandeja con papel vegetal hasta que el chocolate se haya endurecido por completo.

Esto lo podéis hacer con todas las trufas, independientemente de la cobertura elegida, si queréis que tengan una fina capa de chocolate crujiente cubriendo su interior más tierno.

La receta la ví en La chica de la casa de caramelo.

Comida: Tipo de comida:

Deja un comentario


(Obligatorio)

Ultimas recetas

Bizcocho de Maizena

Publicado el jul - 1 - 2020

0 Comentarios

Melon con jamon

Publicado el jul - 1 - 2020

0 Comentarios

Tarta de crema y...

Publicado el jul - 1 - 2020

0 Comentarios

Salmorejo de manzana

Publicado el jul - 1 - 2020

0 Comentarios

Ultimas entradas

Bienvenidos

Publicado el dic - 4 - 2013

21 Comments